Este sitio web utiliza cookies para poder brindarte la mejor experiencia.

Habrá penalización para anuncios de baja calidad en Facebook

“10 razones por las que Facebook eliminará los anuncios malos, la número 10 te dejará en shock”… Todos hemos leído este tipo de titulares o hemos dado clic a una liga que nos lleva a un mosaico de otras ligas, donde debemos volver a dar clic para ver si así nos deja ver el artículo de “Las 20 cosas que no sabías del cine”. Son este tipo de artículos con 4 oraciones y 6 imágenes y que te redireccionan muchas veces los que se califican como de baja calidad, mismos que muchas veces contienen noticias falsas o escandalizadas.

Facebook toma el control

Facebook lleva ya todo el año preparándose para las elecciones presidenciales de varios países, añadiendo herramientas de control para los usuarios, que consisten en reportar publicaciones, revisar el contenido que se publica y tapar cada vez más contenido sensible. De primera instancia, la plataforma reporta que los anuncios de entretenimiento, política y asuntos de importancia son los que tienen, generalmente, la calidad más baja, por lo que serán revisados con mayor atención.

Facebook se refirió directamente a varios tipos de anuncios que han llamado la atención en los últimos años. El primer caso es el “clickbait”, que son aquellas publicaciones que recurren al “Like y Comparte” para obtener mayor interacción. Facebook cuenta con una herramienta especial para la llamada a la acción y con sus propias métricas el clickbait será sancionado. También, se penalizará cuando los anuncios contengan una imágen que sólo sugiere algo y el texto no nos diga mucho. Finalmente, están los anuncios con lenguaje sensacionalista, que serían los de las “10 razones…” que mencionamos al principio o simplemente aquellos que pretendan exagerar un hecho para llamar la atención sin ningún contenido de calidad.

Las sanciones y el costo de la mala calidad

La red social más poderosa de la historia (según lo documenta en su reporte de tercer cuarto de 2018) está tan empecinada en mejorar el engagement en su sitio que ha decidido que las penalizaciones vayan desde limitar fuertemente la distribución de los anuncios, hasta  no ser aprobados por Facebook. A final de cuentas, estas medidas pueden provocar que lo anunciantes tengan que gastar más dinero en correr sus campañas y generar los mismos KPIs, si no utilizan materiales de calidad desde el principio, castigo que seguramente ningún anunciante va a querer arriesgar.

 

Hoy se habla mucho acerca de crear contenidos de calidad, de cómo no hacerlo es uno de los principales factores para perder clientes o generar rebote en el sitio. Ahora Facebook añade una razón más para poner especial atención en lo que publicamos en nuestras redes y sobretodo en lo que promovemos en su plataforma. Si antes los resultados se veían afectados de gravedad por un mal contenido, ahora incluso un anuncio puede ser rechazado por mediocre y falto de información relevante.


Fuentes
www.trecebits.com
www.adweek.com
www.socialmediatoday.com