Este sitio web utiliza cookies para poder brindarte la mejor experiencia. Para conocer nuestro aviso de privacidad, favor de dar click aquí.

Violaciones de COPPA resultan en una multa de $170 millones de dólares para YouTube

YouTube se vuelve a encontrar en apuros con el anuncio del FTC (Federal Trade Commission) detallando que la plataforma de videos deberá pagar una multa de $170 millones de dólares por no cumplir con el COPPA (Children’s Protection Privacy Act).

Esta multa no se trata solamente de darle un golpe financiero a YouTube. Aparte de la multa, el FTC esta demandando cambios en las prácticas de protección de datos de la plataforma. Estos cambios se verán en los próximos meses cuando YouTube sacará una serie de herramientas que permitirán que los creadores de contenido oficialmente clasifiquen sus videos como videos para niños. Al designar sus videos como tal, ya no se podrá recopilar datos a través de la publicidad y segmentación personalizada, ya que estas serán desactivadas. También se desactivarán los comentarios y notificaciones.

Esta multa es el resultado de una serie de controversias que han plagado la reputación de la plataforma. Hasta ahorita, YouTube ha recibido varias quejas y acusaciones por el mal uso de los datos de los menores de edad y por mostrar contenido no apto para los menores. Hace poco un reto llamado el Momo Challenge empezó a aparecer entre el contenido normal dirigido a niños con el fin de asustar y amenazarlos para que cometieran actos peligrosos cómo herirse a ellos mismos. Esto causó gran alarma entre la comunidad de YouTube. Son casos como estos que dejan claro que esta industria debería tener más cuidado y esforzarse más en mejorar las estrategias actuales que se usan para distribuir y monetizar contenido si quieren seguir teniendo a menores de edad como parte de su audiencia. Esta multa también deja claro que YouTube, al igual que otras redes sociales, no pueden seguir ignorando la gravedad de esta situación. Sin embargo, la responsabilidad no cae solamente sobre YouTube. También dependerá de los creadores de contenido y los anunciantes que pongan de su parte al poner en práctica las nuevas prácticas y sugerencias de YouTube para cumplir con las reglas del COPPA.

Además de etiquetar los videos, los creadores de contenidos serán responsables de los datos de sus usuarios que se obtienen a través de sus canales y cómo están siendo utilizados. Si eres propietario de un canal que distribuye contenido premium para niños, simplemente es cuestión de monitorear los datos recolectados por el canal. Si eres propietario de un canal de influencers, tendrás que monitorear la recopilación de datos por video, ya que no todos serán dirigidos, ni vistos, por audiencias más jóvenes. YouTube esta consciente de que los creadores de contenido tendrán que sacrificar parte de sus ingresos para cumplir con estos nuevos requisitos por parte de COPPA. Por eso, YouTube ha creado un fondo de $100 millones de dólares para invertir en el contenido dirigido hacia menores de edad. YouTube también trabajará de manera individual con los creadores de contenido para aconsejarlos durante este periodo de transición.

Para los anunciantes, esto significa un cambio mayor, ya qué, tendrán que ajustar sus estrategias para depender más de la publicidad contextual que la publicidad basada en datos recopilados. También tendrán que monitorear que los influencers con los que colaboran, trabajen de acuerdo con los reglamentos de COPPA.

Solo el tiempo podrá dictar si estos nuevos reglamentos podrán lograr que las plataformas de redes sociales se vuelvan más conscientes de sus prácticas de recopilación de datos. Lo que sí queda claro es que este es un paso adelante para el gobierno estadounidense que busca proteger a los usuarios del internet más vulnerables y jóvenes: a los niños.

Fuente: www.kidscorp.digital